• MCL Food Consulting

La sostenibilidad más complicada en los restaurantes: los Recursos Humanos


Llamémoslo capital humano, recursos, integrantes, miembros, como queráis. Las personas que conforman una empresa, en este caso de la industria de la hospitalidad, son los factores de la sostenibilidad más complejos de cuidar.


En la industria nos sonará familiar: la alta rotación, las condiciones de trabajo, el que sea “de paso”, entre otros ejemplos que no son sorpresa para la actual crisis que se está viviendo en España sobre este tema. Cuidar de los miembros de la empresa es todo un desafío.


Desde MCL vemos los problemas, y vamos allá con soluciones prácticas.


¿Qué se puede hacer para cuidar la sostenibilidad de los Recursos Humanos en tu restaurante?


Conoce a tu personal


Toma el tiempo, como gerente o propietario, de acercarte con cada integrante del equipo y generar una conexión auténtica. Escuchalos sobre su familia, sus prioridades, motivaciones y miedos. Mientras más escuchado se sienta una persona, en especial desde el principio, más verá por tu negocio y su éxito. Importante no solo escuchar una vez, si no reforzar esta conexión y que se sienta en confianza de tener una comunicación jerárquica saludable.


Crea horarios en base a sus necesidades


Todos tienen un horario laboral de preferencia, que tal vez se pueda cumplir parcial o totalmente. Esto influenciado por necesidades personales como la familia, los hobbies u otros trabajos. Por ello, busca generar un horario rotativo que mejor se acomple a las necesidades del personal (obvio, sin perder la prioridad del negocio). Mientras más cómodos estén con este, más dispuestos estarán a apoyar el día que surja un imprevisto.


Desarrolla planes de carrera


A los humanos nos interesa aprender, crecer, evolucionar. La aspiración lleva a la motivación y eso, a un mejor desempeño. Crear planes de carrera, tras escuchar a tu personal, te permite crear un ambiente de trabajo donde existe la sana competencia y la autosuperación. No se tiene que empezar desde fregaplatos para crecer, probablemente un supervisor quiere aprender sobre escandallos o facturas. Al preguntar, lo averiguarás.


Valores de empresa


Esto no solo aplica a grandes marcas y corporaciones, aplica a la más pequeña de las empresas. Saber quien es como empresa, qué quiere y por qué valores se distingue es elemental para un equipo sostenible. Si no hay una comunicación activa de esto, se disuelve y cada quien tira por donde puede. En cambio, si se hacen actividades para recordarlo, se tendrá un equipo orgulloso y que sabe que lo hace único. Última pieza del puzzle: que todos los miembros practiquen estos valores, nada de decir y no hacer.


Y finalmente, prepárate para el cambio


Aunque se hagan esfuerzos por el cuidado y motivación del equipo, el cambio es inevitable. Un cambio de ciudad, una mejor oferta, una emergencia familiar. Puede haber muchas razones por las cuales un empleado tenga que dejar la empresa. Ante ello, lo mejor que se puede hacer es prepararse. ¿Cómo? Con manuales operacionales actualizados, con un documento introductorio y con protocolos de formación. Así, llegado el día en que un integrante tenga que irse, la curva de aprendizaje de alguien nuevo, se disminuye.


12 visualizaciones0 comentarios